martes, 11 de diciembre de 2012

Descubre palabras derivadas:

Un armadillo amarillo.
Estaba yo en la ventana, aireando la sábana, cuando ví aquella flor que florecía y lucía como en un florero.
No pudo ocurrir otra cosa que... un armadillo amarillo, con el ojo morado, vino y se la zampó.
De la sorpresa que me produjo, la sábana se me cayó por el ojal de la ventana,  aterrizando en el lugar en donde estaba la flor que se comió el armadillo amarillo.
El armadillo, al ver los floripondios de aquel estampado marítimo se empezó a comer mi sábana.
Bajé corriendo, airoso, como si de un maremoto se tratase y me tiré en plancha a por el armadillo.
Nos enzarzamos en una pelea por los floripondios. Y como no me subí a mi casa, ahora yo también con el ojo morado. El muy bandido me metió una pata como si fuese una pinza de un  marisco.
Enojado me fui al mar y nadé y nadé... Llegué a un lugar tan lejano que si te pasabas un poco volvías. Un marine, que andaba por allí me observaba de reojo. En ese momento yo di una ojeada y le ví, fui hacia el y me preguntó que si quería alistarme en la marina, yo acepté.
A lo que me hice marine, que no marinero ni marino, volví a mi casa.
El armadillo seguía ahí, desairado. Fui a pegarle, cuando todos sus primos me agarraron y me pegaron una paliza.
Me fui airado,  y como si hubiese sufrido un terremoto, con la cara hecha un cromo, pero aprendí una cosa:
Además de que los armadillos tienen mala leche, tienen poliembrionía. -Sadik-
En la terraza me comí un terrón de turrón. Al estar ojeando el ojal me  estaba entrando el airecillo de la marea terrestre. El ojo se me mareó.
Entonces vi de reojo como un terrícola y un marinero se hacían a la mar airosamente, con su areonave.
Cuando ojearon con el anteojo el aeroplano, enterraron el marisco en una maceta de mi amiga Marina. Esta era prima de un marinero mareado.
Y no sé que es peor: si llamarse Mar Marina o Marino Marinado...-Morena99-
cartoon_plane_4.gif (2982 bytes)
Cuando estaba en el mar , vino un aireada de aire fresco. Ahí es cuando vi a una florecilla floreciendo y un floripondio muy floreciente.
El floripondio le dijo a la florecilla que la quería llevar a un ultramarinos para ojear las mercancias. Se pusieron de camino cuando un aerodinámico aeroplano se los llevó con destinos diferentes: al floripondio a la marina y a la florecilla a un submarino. -Compin13-