viernes, 12 de junio de 2009

VERBOS PRONOMINALES:

No me arrepentí de bailar,
luego me atreví a cantar,
pero avergoncé a mis padres
porque no me paraba de quejar.

Me vanagoloriaba ante la gente,
antes de marcharme del escenario...
También me arrodillaba
para darles las gracias...
¡Ah! y antes de irme a dormir,
rezaba y daba gracias por vivir.
-Mimi-